Congreso del Futuro
METEORITOS CHILENOS SERÁN PROTEGIDOS POR LEY

METEORITOS CHILENOS SERÁN PROTEGIDOS POR LEY

En el marco del “Día Mundial del Asteroide”, que busca concientizar a la sociedad sobre la posibilidad de un impacto y de la importancia de estos cuerpos celestes para la investigación científica, el presidente de la Comisión Desafíos del Futuro del Senado, legislador Guido Girardi, anunció la presentación de un proyecto de ley que protege y regula el patrimonio geológico nacional, particularmente los meteoritos y cráteres de impacto.

Actualmente, en Chile no existe una Ley de Patrimonio. La normativa N° 17.288 sobre Monumentos Nacionales es la única que se hace cargo del patrimonio material nacional, sin embargo, el patrimonio inmaterial y parte importante del material no tienen protección, sólo poseen el compromiso adquirido con la ratificación de la Convención sobre la Protección del Patrimonio Mundial Cultural y Natural (1972/UNESCO) que ha permitido conservar y reconocer el valor de estos tipo de elementos de nuestra cultura.

Ante ello, el titular de la instancia legislativa, senador Guido Girardi, indicó que esta iniciativa busca transformar legalmente al meteorito  en patrimonio cultural y geológico, es decir, que estos cuerpos celestes estén protegidos en Chile tal como se hace con el patrimonio arqueológico, paleontológico e histórico. “Cuando estos se encuentran protegidos y son comercializados existen duras sanciones en dinero y penales. Hemos establecido a los meteoritos con estatus de protección equivalente a las de patrimonio penalizando su extracción ilegal, comercio y uso ilícito”.

Imagen foto_00000001El legislador argumentó que si bien se entiende la importancia científica que esto tiene “se ha propuesto al Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin) como la institución que tendrá a cargo el resguardo de esto. Asimismo, establecerá la posibilidad de la extracción y uso de estos meteoritos sólo con fines científicos y en caso de misiones extranjeras, estas deberán dejar el 20% de lo extraído para la investigación nacional”.

La normativa también prohibirá la realización de todo tipo de evento que involucre el pilotaje de vehículos o maquinaria pesada en el área de dispersión de un cráter de impacto.

El senador Girardi señaló que más allá de las naves espaciales existe otra manera de investigar y explorar el Universo y ella “es a partir de los meteoritos ya que son instrumentos fundamentales  para conocer sobre la constitución y tipos de planetas que hay en el Sistema Solar e incluso saber si existe vida  en el Universo”.

PUNTOS CLAVES DEL PROYECTO

En relación a nuestros países vecinos, y en comparación con México y Brasil, Chile es el país con mayor número de meteoritos, seguido por México y Argentina. Según la Meteoritical Society, hasta mayo del presente año se han reconocido un total de 9931 meteoritos chilenos. Provenientes en su mayoría de expediciones extranjeras con algún tipo de asociación con instituciones de investigación nacionales.

El proyecto:  

1) Incluye en la legislación nacional las definiciones de meteorito, área de dispersión, asteroide, cráteres de impacto, cuerpo celeste y pieza de relevancia única.

2) Todo aquel que extraiga un meteorito estará obligado a entregar a título gratuito al menos el 20% de la masa total del material al servicio correspondiente. Dicho servicio asignará la tenencia del material a la institución o instituciones que aseguren su conservación, exhibición y fácil acceso a otros investigadores para su estudio.

3) Toda la información y conclusiones extraídas de la investigación del material extraterrestre deberá ser entregada mediante un informe al servicio correspondiente.

4) La investigación, búsqueda y extracción de meteoritos o cráteres de impacto deberá contar con un permiso, que podrá ser solicitado 30 días hábiles a contar desde el día en que comience la investigación. El servicio correspondiente tendrá un plazo de 30 días hábiles para otorgar respuesta.

 El senador Guido Girardi indicó que solicitará a los integrantes de la Comisión Desafíos del Futuro su patrocinio para, posteriormente, ingresar la normativa al Congreso Nacional.